Queman patrulla que arrolló a motociclista,

en Chimalhuacán

 

* Policías circulaban por carril confinado al Mexibus y se pasan un alto; también resultan dañadas 3 unidades del Mexibús

 

Varios jóvenes que participaron en el bloqueo de la Avenida del Peñón atacaron tres unidades del sistema de transporte que estaban estacionadas y le prendieron fuego a la patrulla. Foto: Tomada de Reforma

Varios jóvenes que participaron en el bloqueo de la Avenida del Peñón atacaron tres unidades del sistema de transporte que estaban estacionadas y le prendieron fuego a la patrulla. Foto: Tomada de Reforma

Redacción | sábado 21 de febrero de 2015

Chimalhuacán, Méx.- Vecinos que protestaron por el motociclista atropellado por agentes de Tránsito de este municipio quemaron una patrulla y dañaron tres unidades del Mexibús, en tanto que el afectado fue hospitalizado.

Según los testimonios de la gente, alrededor de las 18:00 horas los oficiales de vialidad circulaban en una unidad por el carril confinado del Mexibus y se pasaron el alto del semáforo del cruce conocido como Las Peras, arrollando a un repartidor de pizzas que viajaba en una moto.

Enseguida unas 150 personas se reunieron bloqueando el paso en Avenida del Peñón, juntándose más vecinos y peatones; pero también se concentran decenas de agentes, quienes fueron increpados por los inconformes.

De acuerdo con testigos del barrio Saraperos, lugar por donde fue el percance, cerca de las 18:00 horas los agentes circulaban por el carril confinado y se pasaron el alto del semáforo en el cruce con Las Peras, por lo que el repartidor de pizza salió proyectado unos 20 metros.

Alrededor de las 20:00 horas, varios jóvenes que participaron en el bloqueo de la Avenida del Peñón, atacaron tres unidades del sistema de transporte que estaban estacionadas y otros le prendieron fuego a la unidad.

También arremetieron contra las patrullas estatales y municipales que había en el sitio. “Ya estamos hasta la madre, viven de nuestros impuestos y nos matan”, gritaban los inconformes antes del ataque.

Los agresores intentaron prender fuego a los autobuses de la Línea 3, pero los policías hicieron detonaciones al aire para ahuyentarlos.

A gritos los inconformes pedían que entregaran al agente involucrado en el percance. Luego, aunque estaban decenas de agentes estatales y municipales, no hubo detenidos.

Del repartidor de pizza, identificado como Ricardo Cuadro Rodríguez, sólo se sabe que fue llevado a un hospital de la zona y su estado de salud se desconocía.

También estuvieron elementos del agrupamiento de Fuerza de Acción y Reacción de la policía estatal, por si hubiese la necesidad de intevenir. 

Con información de Reforma.com 

Anuncios