Fallece la “Reina del blues” Alberta Adams

a los 97 años de edad

 

* Sus primeras presentaciones incluyeron a los grandes del blues: T-Bone Walker, Louis Jordan, John Lee Hooker y Cleanhead Vinson y al pionero del jazz Duke Ellington

 

Ella era verdaderamente la última gran cantante de blues después de la Segunda Guerra Mundial”, dijo RJ Spangler, especialista en jazz y blues. Foto: Internet

“Ella era verdaderamente la última gran cantante de blues después de la Segunda Guerra Mundial”, dijo RJ Spangler, especialista en jazz y blues. Foto: Internet

Redacción | viernes 26 de diciembre de 2014

Nueva York, Estados Unidos, 26 de diciembre.- La cantante estadunidense Alberta Adams, conocida como la Reina del Blues de Detroit, murió a los 97 años el día de Navidad, informó su compañía discográfica el viernes.

“A gran escala, ella era verdaderamente la última gran cantante de blues post Segunda Guerra Mundial”, dijo RJ Spangler, quien la ayudó a relanzar su carrera en la década de los 90’ a través de su sello Eastlawn, especializado en jazz y blues.

Nacida en Indianapolis (al este de Estados Unidos) y criada en un hogar conflictivo en Detroit (noreste), Adams empezó su carrera como bailarina de tap en los clubes de Motor City antes de reemplazar a la convaleciente cantante Kitty Stevens.

Rápidamente comenzó a agendar presentaciones con los grandes del blues, incluidos T-Bone Walker, Louis Jordan, John Lee Hooker y Cleanhead Vinson, así como con el pionero del jazz Duke Ellington.

La artista hizo giras nacionales e internacionales, y firmó un contrato con el icónico sello de blues de Chicago, Chess Records, poco antes de que el sonido de Motown definiera a Detroit.

Al final su carrera se redujo a presentaciones en clubes cercanos a Detroit, pero su voz se mantuvo poderosa.

En 1994, firmó con la discográfica de Spangler y lanzó el album ‘Born with the Blues’ en 1999 con el guitarrista de blues Johnnie Bassett.

“Ella todavía sabía cómo entregar lo bueno en el escenario”, dijo Spangler a la agencia France Presse. “Adoré trabajar con ella, era una alegría estar cerca, nunca estaba de mal humor o irritable”, contó.

Adams paró de cantar varios años atrás cuando perdió su audición y su salud decayó.

Una de sus primeras canciones, que volvió a grabar a sus 90 años, fue una versión de Leroy Carr, que abre con la frase: “Sólo recuérdame cariño, cuando esté a seis pies del frío, frío suelo” Just remember me baby, when I’m in six feet of cold, cold ground.

Fuente: http://www.elmercuriodigital.net/

 

 

 

 

 

 

Anuncios